PortadaHomeRadioCentro

Ecuador: julio 22, 2024

Ecuador Continental:

Ecuador Insular:

Ecuador, julio 22, 2024
Ecuador Continental: 00:34
Ecuador Insular: 00:34

El ELN asegura que no ha liberado al padre de Luis Díaz porque siguen los operativos militares

El País .- La Fuerza Pública comienza a retirar tropas de la frontera con Venezuela, donde se encontraría ‘Mane’ Díaz El Ejército de Liberación Nacional (ELN) ha asegurado en la noche de este domingo, a través de un comunicado, que no ha liberado aún al padre de Luis Díaz porque el Ejército sigue realizando operativos en la zona donde lo tiene secuestrado. “La zona sigue militarizada, realizan sobrevuelos, desembarco de tropas, peritoneos, ofrecen recompensas y una intensa operación de rastrillo. Esta situación no permite la ejecución del plan de liberación de manera rápida y segura, en donde no corra riesgo el señor Luis Manuel Díaz”, declaró la guerrilla. Advirtió, además, que “si continúan los operativos en el área, retrasarán la liberación y se aumentarán los riesgos”. Cerca del mediodía de este lunes, el Ejército comenzó a retirar tropas de la frontera con Venezuela, como pidió el grupo armado. Lo confirmó en un comunicado el coronel Giovanni Montañez, vocero de las Fuerzas Militares. “Por orden del comando general de las Fuerzas Militares, se ordena a las tropas del Ejército que están en la operación de búsqueda del señor Luis Manuel Díaz hacer un reposicionamiento para dar las garantías de entrega de este secuestro. De igual manera, en el resto de la jurisdicción, se siguen haciendo las operaciones de seguridad y de estabilidad”, dice en un video compartido con varios medios de comunicación. Según informó el pasado jueves el ministro de Defensa, Iván Velásquez, Díaz se encontraría en la Serranía del Perijá, una estribación de la Cordillera de los Andes que comparten Colombia y la vecina Venezuela. Comunicado del ELN del 5 de noviembre de 2023. El pasado viernes, horas después de que el presidente Gustavo Petro dijera que el ELN había “hecho un acto que va contra el mismo proceso de paz”, ese grupo armado aseguró que había iniciado el proceso para liberarlo. “A partir del momento se inicia su proceso de liberación y queremos evitar cualquier incidente”, se leía en un texto firmado por el Frente de Guerra Norte de esa guerrilla. El frente señaló que el comando responsable estaba dedicado a “misiones económicas” y que los secuestradores no sabían que estaban raptando al padre del famoso futbolista. “Al verificarse que se trata del padre de Lucho Díaz, se orienta su liberación por ser un familiar del gran deportista que queremos todos los colombianos”, explicaba el comunicado. Sin embargo, más de 72 horas después, sigue en manos del ELN. Mane Díaz fue raptado el 28 de octubre junto a su esposa, Cilenis Marulanda, en una gasolinera en Barrancas (La Guajira). La madre del futbolista quedó en libertad ese mismo día, en medio de un gran repudio nacional e internacional por este delito. Pero el padre no corrió la misma suerte. Ya suma diez días sin libertad, y ni los esfuerzos del Gobierno ni los llamados de su hijo —que publicó este domingo su propio comunicado en el que reclamó la libertad para su padre― han tenido efecto. “Pido al ELN, la pronta liberación de mi papá”, escribió Lucho Díaz en una carta emotiva. “Cada segundo, cada minuto crece nuestra angustia; mi madre, mis hermanos y yo estamos desesperados, angustiados y sin palabras para describir lo que estamos sintiendo. Este sufrimiento solo terminará cuando lo tengamos de vuelta en casa”, suplicó el jugador del Liverpool inglés. Un día antes, había celebrado de manera sombría un gol en un partido contra Luton Town. En llanto, exhibió una camiseta que llevaba debajo de la de su uniforme con la frase: “Libertad para papá”. El secuestro ha causado una escalada de tensiones entre el Estado y el ELN. La situación se da en medio de las negociaciones paralelas entre el Gobierno y los varios grupos armados que siguen activos en el país en el marco de la política de paz total, uno de los proyectos más emblemáticos y ambiciosos de la Administración Petro. Esa guerrilla, precisamente, es el grupo más grande y más antiguo de los que están involucrados en esas discusiones. Las negociaciones con el ELN, además, son las más avanzadas de todas. En agosto, tras ocho meses de conversaciones, entró en vigor un cese al fuego que está vigente hasta febrero. El rapto tensiona ese acuerdo y la negociación en general, motivo por el que el pasado miércoles viajó a Cuba el jefe de la delegación del Gobierno en la mesa, Otty Patiño, para reunirse con los negociadores de esa guerrilla. En las siguientes horas, se formó un gabinete de crisis en el Palacio de Nariño, que publicó un comunicado en el que exigía al grupo armado que liberara inmediatamente a Mane Díaz. Sin embargo, el Estado todavía no ha podido recuperarlo. Esta situación es uno de los dos fuertes golpes que ha sufrido la política de la paz total en la última semana. Al mismo tiempo que intenta rescatar al padre de Díaz, el Gobierno se enfrenta a una crisis con otro grupo armado que está involucrado en las discusiones, las disidencias de las Farc conocidas como Estado Mayor Central (EMC). Este fin de semana, el EMC publicó un comunicado en el que anunció “la suspensión del proceso de diálogo y la agenda con el Gobierno nacional”, tras un tenso tira y afloje sobre la presencia de militares en el corregimiento de El Plateado, en el cañón del río Micay (Cauca).

El ELN asegura que no ha liberado al padre de Luis Díaz porque siguen los operativos militares Leer más »

El ELN le hace jaque a la paz total de Petro

EL PAÍS .-El ataque de la guerrilla que deja nueve militares muertos pone en peligro toda la arquitectura de la estrategia de paz que tiene el presidente.   Gustavo Petro lleva media vida promoviendo un discurso de paz después de haber sido un joven y miope guerrillero que creía en la lucha armada para llegar al poder, más como una ensoñación que como un propósito realizable. Hace unos meses, estaba convencido de que podría trasladar ese transformación que él mismo vivió en persona a los dirigentes del ELN, unos hombres con modales de seminaristas que han sobrevivido décadas escondidos en las profundidades de la selva. Sin embargo, la negociación con ellos resulta tan ardua que ahora mismo pone en peligro lo que Petro ha llamado la paz total, la ausencia absoluta de violencia en Colombia. Un acuerdo para no matarse más que está en el aire.   El presidente quiso que el diálogo avanzara rápido y por eso anunció en vísperas de año nuevo un alto el fuego que en realidad no existía. No fue ni una confusión ni un malentendido. Creía, y así lo ha contado a este periódico gente que trabaja de cerca con él, que una vez anunciado el armisticio la guerrilla no tendría más opción que acatarlo. Era un movimiento audaz, una jugada que empata con su personalidad, pero que no dejaba de ser arriesgada. Le salió mal. El ELN tardó tres días en desmentirle y dejarle claro que nadie les iba imponer acuerdos que estuvieran fuera de la mesa negociación. Desde entonces, Petro espera con ansias el alto el fuego mientras el ELN se muestra impasible, convencido de que sería un suicidio bajar la guardia en medio de la guerra que libra en sus territorios.   Pero después del ataque en la madrugada del miércoles que dejó nueve militares muertos y ocho heridos, resulta inaplazable una discusión sobre el tema. Así lo ha hecho saber el jefe de los negociadores del Gobierno, Otty Patiño, que le da prioridad absoluta a exigir un alto el fuego y de hostilidades en la reunión de urgencia que ha convocado Petro para el lunes después del atentado. El ELN, de todos modos, no opina igual, las urgencias no son lo suyo. El comandante Pablo Beltrán ha dicho que ese acuerdo supone quedarse como una estatua y eso los pone en riesgo. Beltrán está convencido de que las fuerzas armadas colombianas están compinchadas con los otros grupos armados con los que se disputa el territorio, el Clan del Golfo y otros ejércitos derivados del paramilitarismo.   El asunto resulta clave porque sin acuerdo con el ELN no hay paz total que valga, todo se desmorona. Un acuerdo con esa guerrilla, que se ha sentado a hablar sin ningún éxito con otros seis presidentes, son los cimientos sobre lo que debe construirse el resto, la primera piedra de la iglesia. Las condiciones son inmejorables para el ELN, que enfrente tiene a un Gobierno de izquierdas con el que comparte muchos postulados. Hasta ahora nunca había tenido una oportunidad semejante, en esa mesa de negociación hay gente como Patiño, exguerrillero del M-19, o María José Pizarro, hija del líder de esa guerrilla asesinado en plena campaña presidencial de los años noventa. Gente que ha llegado a la izquierda por senderos parecidos.   Esta no ha sido la primera crisis que ocurre en la negociación. La primera surgió a raíz del alto el fuego que Petro se fabricó de la nada y la segunda a cuenta de unos tuits del presidente en los que comparaba a la guerrilla con el narcotraficante Pablo Escobar. Hubo una tercera de menor calado, una minicrisis, que se zanjó con una reunión entre las partes por una entrevista que dio a este periódico Pablo Beltrán. Se refirió en términos muy duros a los negociadores del Gobierno, aunque empezaba con una declaración entusiasta a la pregunta de que por qué esta vez iba a ser la negociación definitiva después de seis fracasadas: “La novedad es que tenemos un Gobierno progresista que tiene en su programa lograr la paz. Coincide con nosotros en que la paz es una urgencia del país y lo único que nos hace viables como nación. Somos socios en este asunto”.   Ese factor todavía no ha sido determinante, no ha logrado dar un impulso. Hay mucho en juego. Petro ansía el alto el fuego y el ELN lo retrasa. Hasta que eso ocurra se pueden dar matanzas como la de los militares, a la que a buen seguro responderá el Ejército con una ofensiva. En resumen, más muertos.

El ELN le hace jaque a la paz total de Petro Leer más »

China presenta un plan de paz que pide un alto el fuego, el fin de las sanciones y el respeto a la integridad territorial

EL PAÍS .- Pekín publica un documento con 12 propuestas para la solución de la crisis ucrania en el que enfatiza que la única salida está en el diálogo. Fuentes diplomáticas europeas ven con escepticismo la propuesta.   China ha pedido el alto al fuego e instado a iniciar las negociaciones de paz entre Rusia y Ucrania este viernes, coincidiendo con el aniversario del inicio de la invasión rusa. El Ministerio de Relaciones Exteriores chino ha publicado un documento en el que expresa la posición de Pekín sobre la solución política de la crisis ucrania y en el que recuerda que “no hay vencedores en un conflicto bélico” y que la única salida es a través del diálogo. El texto, que consta de 12 puntos, reitera algunas de las propuestas que el presidente Xi Jinping ha ido comunicando a lo largo de este año, como que debe “respetarse la soberanía y la integridad territorial de todos los países” y que “una guerra nuclear no debe librarse y nunca puede ganarse”.   La respuesta europea ha sido más bien tibia. Fuentes diplomáticas europeas resaltan que las ideas que lanza Pekín son conforme al derecho internacional, pero alertan de que la propuesta china “no identifica ni distingue entre agresor (Rusia) y agredido (Ucrania) y, por ende, carece de legitimidad objetiva”. También señala que supone un intento del Gobierno de Xi de responder a la creciente presión internacional para demostrar su estatus de gran potencia y de actor internacional responsable. “Su credibilidad queda aún más comprometida por coincidir su publicación con las presuntas intenciones chinas de suministrar armamento a Rusia (drones)”, concluyen estas fuentes.   Desde el comienzo de la guerra el 24 de febrero de 2022, el gigante asiático ha mantenido una calculada equidistancia a favor de Rusia, su socio estratégico y con el que certificó una “amistad sin límites” un par de semanas antes del inicio de la ofensiva. En estos 365 días, China ha evitado calificar la invasión rusa como tal y ha culpado a la OTAN y especialmente a Estados Unidos de ser los verdaderos responsables del estallido de la crisis por no haber tenido en cuenta las “preocupaciones de seguridad legítimas” de Moscú. En medio de las crecientes presiones de Washington y Bruselas, Pekín ha intentado presentarse este viernes como un mediador neutral para la paz, aunque continúa haciendo equilibrios. China ha enfatizado que la única solución viable se encontrará a través del diálogo y la negociación y ha reiterado que el país desempeñará un “papel constructivo” para ello, aunque no ha ofrecido más detalles al respecto.   Si bien el texto de la cancillería señala que “la seguridad de un país no puede verse comprometida a expensas de la de otra nación”, apunta que “los intereses legítimos y las preocupaciones de seguridad de todos los países deben tomarse en serio y abordarse adecuadamente”. El documento hace hincapié en “abandonar la mentalidad de la Guerra Fría” y, en un claro mensaje a la Alianza Atlántica, recuerda que “la seguridad regional no se puede garantizar reforzando o incluso ampliando los bloques militares”. También ha pedido detener las “sanciones unilaterales”, ya que “no resolverán los problemas, sino que crearán otros nuevos”.   El papel de posición de China llega después de que esta semana la Casa Blanca asegurase que ha detectado “indicios” de que Pekín podría estar considerando proporcionar ayuda militar “letal” a Moscú, algo que no ha hecho en los 12 meses que han transcurrido de conflicto. El semanario alemán Der Spiegel ha ido un paso más allá, afirmando que el ejército ruso se encuentra en negociaciones con el fabricante chino de drones Xi’an Bingo Intelligent Aviation Technology para la producción masiva de drones kamikaze para Rusia.   Esas acusaciones han sido contundentemente rechazadas por el gigante asiático. El jueves, el portavoz de la cartera de Exteriores, Wang Wenbin, reiteró que “Estados Unidos es el principal proveedor de armas en el campo de batalla en Ucrania y, a pesar de eso, se empeña en desprestigiar a China lanzando acusaciones falsas”, mientras que el representante permanente adjunto de China ante las Naciones Unidas, Dai Bing, expresó ante la Asamblea General que “los hechos brutales ofrecen una prueba fehaciente de que el envío de armas no traerá la paz”.     Armas nucleares En el plan publicado esta mañana, China ha repetido que se opone al uso de armas nucleares, a los ataques contra centrales nucleares y al uso de armas bioquímicas y ha hecho un llamamiento para garantizar la seguridad de las instalaciones nucleares civiles.   Citando a analistas del país, el rotativo Global Times, de marcado corte nacionalista, adelantaba el miércoles que China hará todo lo posible por mediar en el conflicto, pero agregaba que “un plan de paz que sea efectivo dependerá de ambas partes. Dado que Kiev está extremadamente influenciada por Washington [el cual no tiene interés en que se produzca un alto al fuego inmediato y prefiere prolongar el conflicto para socavar a Moscú y cambiar el statu quo a la fuerza], es realmente complicado visualizar una fórmula que ambas partes puedan aceptar”.     En un evento celebrado este viernes en Pekín con motivo del aniversario del inicio de la guerra, el embajador de la Unión Europea en China, Jorge Toledo, aseveró que el gigante asiático “debe cumplir con su responsabilidad de defender la Carta de las Naciones Unidas ante la agresión de Rusia”. Toledo realizó estos comentarios en su discurso ante decenas de diplomáticos y periodistas, y declaró que el documento de posición no es una propuesta de paz en sí, pero que los Veintisiete la estudiarán con lupa.   Ucrania, por su parte, ha expresado que es una “buena señal”, pero ha señalado que se deben dar más pasos. “China debería hacer todo cuanto esté en su mano para detener la guerra y restablecer la paz en Ucrania e instar a Rusia a retirar sus tropas”, instó en la misma sesión informativa la encargada de negocios de Ucrania en China, Zhanna Leshchynska. “Para mantener la neutralidad, China debería hablar con ambas partes:

China presenta un plan de paz que pide un alto el fuego, el fin de las sanciones y el respeto a la integridad territorial Leer más »

Scroll al inicio