PortadaHomeRadioCentro

Ecuador: julio 22, 2024

Ecuador Continental:

Ecuador Insular:

Ecuador, julio 22, 2024
Ecuador Continental: 00:00
Ecuador Insular: 00:00

Microsoft entrará con fuerza a inteligencia artificial de la mano de Sam Altman, exdirector y cofundador de OpenAI

El Universo .- OpenAI compite ferozmente con otras compañías, incluido la propia Microsoft, Google y Meta, así como con empresas emergentes como Anthropic y Stability AI. Microsoft anunció la contratación del cofundador de OpenAI, Sam Altman, después de que el viernes la junta de la startup, cuyo chatbot ChatGPT ha liderado el rápido ascenso de la tecnología de Inteligencia Artificial (IA), lo cesara de su cargo de director ejecutivo. El CEO de Microsoft, Satya Nadella, señaló en su cuenta de la red X que “Sam Altman y Greg Brockman, junto con otros colegas, se unirán a Microsoft para liderar un nuevo equipo de investigación avanzada de IA”. “La misión continúa”, publicó Altman en X. Cambios de alto nivel OpenAI ha nombrado a Emmett Shear, exdirector ejecutivo de la plataforma de transmisión de Amazon Twitch, como nuevo director ejecutivo a pesar de la presión de Microsoft y otros inversores importantes para que recolocaran a Altman en el cargo. La junta directiva de OpenAI despidió a Altman el viernes. Según medios estadounidenses, había preocupaciones de que el exdirectivo de la compañía estaba subestimando los peligros de su tecnología y alejando a la compañía de sus objetivos. Esa decisión del consejo provocó que altos cargos abandonaran la empresa, así como un intento por parte de importantes inversores para recuperar a Altman. El exdirector saltó a la fama con el lanzamiento del chatbot de inteligencia artificial de Open AI en 2022, una tecnología que desató una carrera para avanzar en la investigación y el desarrollo de este campo, además de una ola de miles de millones de dólares en inversiones para el sector. Brockman sostuvo en X que inicialmente el equipo de IA de Microsoft incluía a tres excolegas de OpenAI que renunciaron después de que Altman fuera despedido. “Vamos a construir algo nuevo y será increíble. La misión continúa”, dijo Brockman, mencionando al exdirector de investigación Jakub Pachocki, al jefe de evaluación de riesgos de IA, Aleksander Madry, y al investigador de larga data Szymon Sidor. Despido “mal manejado” OpenAI mantuvo su decisión sobre Altman en un memorando enviado a los empleados el domingo por la noche, en el cual sostuvo que “el comportamiento de Sam y la falta de transparencia… socavaron la capacidad de la junta para supervisar eficazmente la empresa”, informó The New York Times. Shear confirmó su nombramiento como director ejecutivo interino de OpenAI en una publicación en X el lunes, al tiempo que negó los informes de que Altman había sido despedido por preocupaciones sobre seguridad relacionadas con el uso de la tecnología de IA. “Hoy recibí una llamada invitándome a considerar una oportunidad única en la vida: convertirme en el CEO interino de @OpenAI. Después de consultar con mi familia y reflexionar sobre ello durante unas horas, acepté”, escribió. “Antes de aceptar el trabajo, verifiqué el razonamiento detrás del cambio. La junta no destituyó a Sam por ningún desacuerdo específico sobre seguridad, su razonamiento era completamente diferente a ese”, precisó. “Está claro que el proceso y las comunicaciones en torno a la destitución de Sam se han manejado muy mal”, añadió Shear. Microsoft ha invertido más de 10.000 millones de dólares en OpenAI y ha implementado la tecnología desarrollada por la startup en sus propios productos. “Seguimos comprometidos con nuestra asociación con OpenAI y tenemos confianza en nuestra hoja de ruta de productos”, dijo Nadella. OpenAI compite ferozmente con otras compañías, incluido la propia Microsoft, Google y Meta, así como con empresas emergentes como Anthropic y Stability AI, en el desarrollo de aplicaciones basadas en la IA. Las plataformas de IA generativa como ChatGPT son alimentadas y funcionan con grandes cantidades de datos, lo que les permite responder cualquier tipo de preguntas en un lenguaje similar al humano. También se pueden utilizan para generar y manipular imágenes o crear toda clase de sonidos y expresiones.

Microsoft entrará con fuerza a inteligencia artificial de la mano de Sam Altman, exdirector y cofundador de OpenAI Leer más »

La OMS alertó por la irrupción de la inteligencia artificial en el ámbito sanitario

Infobae .- El organismo pidió cautela ante el avance de esta tecnología ya que su uso descontrolado podría generar graves problemas en la población La Organización Mundial de la Salud advirtió este martes sobre la irrupción de la inteligencia artificial en el ámbito sanitario y pidió cautela en su uso. Asimismo, pidió que se “examine cuidadosamente” cuáles pueden ser sus riesgos en la materia y, en base a eso, reclamó una mayor supervisión por parte de los Gobiernos. No obstante, reconoció la importancia de contar con estos avances tecnológicos y los beneficios que su correcto empleo pueden traer a la sociedad. “Aunque la OMS está entusiasmada con el uso adecuado de las tecnologías para apoyar a los profesionales sanitarios, los pacientes, los investigadores y los científicos, preocupa que la cautela que normalmente se ejercería con cualquier tecnología nueva no se esté ejerciendo de forma coherente con estas IA”, se lee en un comunicado difundido por el organismo. Puntualmente, en la nota los expertos apuntaron contra las herramientas de modelos lingüísticos, como el famoso ChatGPT, que es capaz de imitar procesos de la comunicación humana. La nota apunta, principalmente, contra los modelos como ChatGPT, que pueden estar sesgados y contener datos falsos (REUTERS) En ese sentido, la Organización alertó que estos sistemas pueden “estar sesgados” y contener datos falsos que, usados indebidamente, acaben por “generar y difundir desinformación muy convincente”, ya sea en forma de texto, audio o video. “Es imperativo que se examinen cuidadosamente los riesgos que tiene el uso de estas herramientas como método de apoyo para la toma de decisiones médicas”, continúa el comunicado e insiste en que su uso precipitado podría llevar a los profesionales sanitarios a cometer errores, causar daños en los pacientes y erosionar la confianza general en la inteligencia artificial y sus posibles beneficios en el largo plazo. Otro de los aspectos abordados por los expertos son los problemas de protección de la información de los usuarios. La IA “puede no proteger los datos sensibles -incluidos los datos sanitarios- que un usuario proporciona para generar una respuesta”, comentaron. Para hacer frente a todo ello, la OMS pidió la colaboración de los Ejecutivos de todo el mundo para que lleven a cabo un análisis minucioso de los riesgos y beneficios de esta tecnología en el ámbito de la salud y que establezcan una serie de parámetros y reglas claras antes de generalizar su uso. La OMS señaló seis ejes fundamentales a regular (justtotaltech) Inclusive, los expertos detallaron seis ejes fundamentales a tratar antes de su adopción masiva. Se trata de la protección de la autonomía de los profesionales, la promoción del bienestar humano, las garantías de transparencia, el fomento de la responsabilidad, la inclusión y la promoción de una inteligencia artificial sostenible. El pedido de la Organización llega el mismo día en que el propio director ejecutivo y co fundador de la empresa Open AI, desarrolladora del ChatGPT, Sam Altman, pidió ante el Congreso de Estados Unidos que regule el desarrollo y los usos de la tecnología. Al igual que los expertos sanitarios, reconoció que estos avances pueden ser beneficiosos en la medicina pero recalcó la necesidad de la intervención de los Gobiernos para asegurar que realmente se protejan y respeten los derechos de los ciudadanos. Sam Altman pidió la colaboración de los Gobiernos para alcanzar un uso adecuado de la herramienta (AP) “Creemos que la intervención regulatoria de los Gobiernos será crucial para mitigar los riesgos de modelos cada vez más potentes. Es fundamental que la IA más potente se desarrolle con valores democráticos”, comenzó diciendo. “OpenAI se fundó con la creencia de que la inteligencia artificial tiene el potencial de mejorar casi todos los aspectos de nuestras vidas pero, también, crea serios riesgos”, continuó y concluyó diciendo: “Uno de mis mayores temores es que nosotros, esta industria, esta tecnología, causemos un daño significativo a la sociedad. Si esta tecnología va por el camino equivocado, puede llegar bastante lejos (…) y queremos trabajar con el Gobierno para evitar que eso suceda”.

La OMS alertó por la irrupción de la inteligencia artificial en el ámbito sanitario Leer más »

Scroll al inicio